Curiosidades

James Bond y sus increíbles autos

publicado por Juan Ingol noviembre 19, 2015 0 comentarios

James Bond y sus increíbles autos-NeoAuto.com

Parte del éxito de James Bond se debe a los autos que lo han acompañado en todas sus películas. Vehículos dotados de rayos láser o capaces de convertirse en submarinos son algunos ejemplos.

Aston Martin

Aston Martin-James Bond-NeoAuto.com

Hablar del agente 007 implica, definitivamente, hablar de la marca Aston Martin. Se hizo muy popular a partir de su aparición en la tercera película, Goldfinger de 1964, con el modelo Aston Martin DB5.

También fue el auto de Sean Connery en Thunderball, película que le sigue a Goldfinger. Ametralladoras, cortinas de humo, un asiento eyectable y diversos gadgets que catapultaron a este vehículo.

Pierce Brosnan y la era BMW

BMW-James Bond-NeoAuto

Personificado por Pierce Brosnan, el sofisticado agente 007 manejó varios BMW. En GoldenEye, un BMW Z3 aparecía al inicio de la película, provocando que la demanda por este modelo se eleve a tal punto que se generaba retrasos en su entrega.

En The World Is Not Enough, un BMW Z8 con carrocería de titano y un lanzamisiles tierra-aire terminaba cortado en dos. Sí, fue una escena que se podría calificar como el gore del automovilismo.

Auto-submarino

Lotus Esprit S1-James Bond-NeoAuto.com

Q siempre fue un poco loco y lo demostraba equipando a los vehículos de Bond con todo tipo de herramientas, pero el auto más representativo, sin duda, fue el Lotus Esprit S1 de The Spy Who Loved Me. Un modelo capaz de funcionar como un submarino.

Una escena épica de este film es la de una incansable persecución por tierra. Sorpresivamente, el Lotus se lanza al mar, desde donde lanza un misil que derriba al helicóptero de los malos.

Los no tan populares

Por cuestiones de espacio e importancia, solo estamos considerando los autos más destacados del agente 007. Sin embargo, sería un crimen olvidar aquella extraña persecución en Madrid, donde su Citroën 2CV consigue escapar de varios Peugeot 504 y se recupera de un vuelco con la ayuda de unos amables campesinos.

Tampoco nos podemos olvidar de la persecución en París, donde Roger Moore convierte un Renault 11, que aún funciona a pesar de estar partido, en un descapotable.

Varios Land Rover y diversos autos de origen americano, como un AMC Hornet o un Lincoln Mark VI, cierran el círculo automovilístico, sin más gloria que los privilegiados Aston Martin o BMW.

Un breve repaso de los amigos de cuatro ruedas de James Bond, que se debería disfrutar viendo todas sus películas. ¿Alguien dijo maratón?
Fuente: diariomotor.com

 

Encuentra el auto que mejor se acomode a tu presupuesto aquí.

 

SÍGUENOS EN TWITTER…

 

También te puede interesar

Deja un Comentario