Mercado

Detención segura

publicado por neoauto noviembre 9, 2010 0 comentarios

En nuestra entrega anterior describimos brevemente algunos sistemas y componentes vinculados a la seguridad en el auto. Vale recordar que estos se agrupan en sistemas de seguridad pasiva y activa según su labor sea minimizar los daños causados por un accidente o prevenir en lo posible la ocurrencia de uno. Al respecto, uno de los elementos considerados vitales por su aporte en el tema de la seguridad activa son los frenos. De ahí la importancia de las nuevas tecnologías y desarrollos aplicados en estos para que las frenadas sean lo más cortas y seguras posibles.

En los últimos años los fabricantes de autos y de componentes automotrices han desarrollado una serie de sistemas que hoy podemos disfrutar en la casi totalidad de vehículos de serie. Así, por ejemplo, Porsche en su momento desarrolló un sistema de diferencial de frenado automático que frena la rueda que primero patina (en especial al momento del arranque). Funciona a velocidades menores a los 70 km/h y su eficacia se nota más en superficies de poca adherencia.

El ABS

Los conocidos sistemas antibloqueo de frenos o ABS (por Antilock Braking System) fueron obra de Bosch y su término se popularizó en sistemas similares. Este mecanismo evita el bloqueo de las llantas ante una frenada brusca, lo que permite que el conductor mantenga el control del vehículo. Otros fabricantes denominan este mismo sistema con las siglas ABR, ALB o SCS.

El ABS recibe, además, la ayuda de otros sistemas que funcionan a la vez durante una frenada violenta para aplicar mayor presión en los frenos. De otro lado, el control de frenado en curva busca compensar la desviación de la trayectoria cuando se frena en dicho punto (ya que el auto por lo general tiende a subvirar o sobrevirar), aplicando más presión de frenado en la rueda o las ruedas que lo requieran.

Frenada asistida

A su vez, el sistema de frenado de emergencia emplea sensores ubicados en el pedal de freno, los cuales se enlazan con una centralita que detecta una frenada de emergencia. Así, de inmediato ejerce la máxima presión posible sobre los frenos incluso antes de que entre a funcionar el ABS.

Existen otros sistemas similares a las asistencias de frenada que se activan en conjunto con el ABS. Dichos sistemas mantienen la máxima fuerza de frenado mientras detecten un mínimo de presión en el freno. Al detectar la reducción de presión (el conductor deja de frenar) se desactivan y entregan el control del auto al conductor.

También te puede interesar

Deja un Comentario